Opinión > ANÁLISIS / GONZALO FERREIRA

"Estás en cero": Cuando las campañas pro-gobierno se vuelven en contra

Presidencia está en guerra con los canales, pero el bombardeo puede ser caro para todos

Tiempo de lectura: -'

16 de junio de 2018 a las 05:00

"Estás en cero", me decía uno de los mejores jefes que tuve, cuando le entregaba una nota o terminaba mi trabajo. Y sí, estaba en cero. Había cumplido con lo que se esperaba de mí. Ni más, ni menos.

Entre el 29 de mayo y el 11 de junio el gobierno inundó la radio y la televisión con spots de propaganda sobre OSE. Uno de los que más se escucha es el del testimonio de Domingo, un vecino de Ciudad de la Costa: "Vos tenías un problema de estar llamando todos los meses a las barométricas. No te podías duchar, tenías que estar controlando. Hoy por hoy ese problema ya no lo tenemos".

El gobierno está en una sorda guerra con los canales de televisión. En particular el presidente Tabaré Vázquez nunca les perdonó lo que cree una alta traición: en la campaña del año 2014 le cobraron (no todos, pero sí algunos de los canales), más caro el minuto de publicidad al Frente Amplio (en algunos casos hasta el doble, dicen en la izquierda) que al Partido Nacional.

Los canales también se sienten tocados en el bolsillo. Sobre todo porque los números ya no son tan buenos como antes y una ley aprobada el año pasado los obligará a dar minutos gratis a los partidos políticos. Estiman que esa ley les hará perder de recaudar en año electoral unos US$ 4,6 millones a cada uno. Algo así como el 20% de la recaudación.

En el medio de esa disputa complicada, además de los periodistas, quedan los televidentes, que en estos días reciben un bombardeo de publicidad oficial gratuita.


La primera fue sobre el Sistema de Cuidados. Allí el Poder Ejecutivo promocionó uno de los planes estrella de esta administración. Pero no calculó que tantos minutos gratis de TV también podían tener su lado negativo. La campaña duplicó el número de interesados en el servicio, al punto que saturó las líneas de contacto.

Pero ese daño colateral es menor al lado del que está generando la nueva campaña. Cuando uno escucha a un gobierno promocionar el saneamiento como logro, es imposible no pensar en contestar como mi exjefe: "Estás en cero".

No importa el color del gobierno de turno, pero cualquier ciudadano debería poder contestarle a sus gobernantes que el saneamiento es lo mínimo que deberían darle.

Lo mismo que el jerarca municipal que quiso traficar a través de las redes sociales como un logro que estaba repavimentando una calle. Es simplemente lo que tiene que hacer una comuna. Ni más, ni menos.
Cuando un gobierno apunta a un tema, lo hace visible. Y con él salen las cosas buenas y las malas. La semana pasada Telenoche hizo un informe sobre unos vecinos de Casabó que están aislados por una calle en mal estado. Los locatarios contaron cómo, además, no tienen saneamiento.

"La situación de las calles de Casabó es complicada, pero no es que no tiene saneamiento, es que no está conectado", dijo el alcalde del Municipio A, Gabriel Otero al canal 4. "No funciona", le respondió el periodista. "No es que no funciona, no está conectado", replicó el alcalde, que culpó a una empresa que lo estaba haciendo y se fue. "No funciona", afirmó de nuevo el periodista. "Bueno, es una apreciación diferente. Pero en término de obras está hecho", contestó el alcalde con una sonrisa.

Para los vecinos de ese barrio, ni siquiera están en cero.

Comentarios