18 de mayo 2024
Dólar
Compra 37,45 Venta 39,65
5 de junio 2022 - 5:02hs

Anabel jugaba de 5 en el baby fútbol del Olimpo Junior. Un día el equipo se quedó sin golera y la entrenadora preguntó quién se animaba a atajar. Anabel levantó la mano: “Hasta que venga otra, atajo yo”, dijo la niña. Pasaron 20 años y no salió más del arco. En el campeonato Uruguayo 2021 atajó para el campeón Defensor Sporting y fue elegida Mejor Golera en la encuesta Fútbolx100 Femenino de El Observador.

Anabel nació en el barrio Peñarol de Montevideo en la Nochebuena de 1995, día complicado para nacer si los hay: “Una se acostumbra a que no venga nadie, te saludan por teléfono. Hay que organizar algo por fuera y otro día que no sea mi cumpleaños, claramente”, contó a Referí la futbolista que pasó por River Plate, Wanderers, Racing, Liverpool, Defensor Sporting y la selección uruguaya.

Destacó la unión del grupo, como uno de los pilares en los que se apoyó la campaña de las violetas que terminó con la copa en alto. “En los vestuarios yo siempre estoy sentada, concentrada en mi partido, pero veo a mis compañeras cantando y bailando, la entrada de los técnicos tiene que ser con música, bailando también, son cosas que pasan ahí que son como nuestras cábalas. Después de la charla técnica nos quedamos dos minutos todas juntas y tenemos una canción nuestra de Maluma editada, que la cantamos en todos los partidos. Son recuerdos que quedan y que hacen a la unión del grupo”, recordó la golera.

También, por supuesto, “hay muy buena calidad de jugadoras, es lo principal. En todos los puestos, tanto las 11 que juegan y las que están afuera esperando. Después el trabajo en las prácticas, siempre se trata de dar todo cada día. Los entrenamientos de Líber (Correa) son muy buenos en trabajos con pelota. A mí me toca trabajar con Carlos Macek, que es un excelente entrenador de goleras. El compromiso era muy grande, siempre se trató de llegar puntuales para empezar en hora y aprovechar al máximo”.

Todo lo que contó Anabel, más las comidas extras, el trabajo semanal del coach mental Rodolfo Trullen, desembocaron en el título alcanzado en el último partido contra Nacional. “Nos trabajó la cabeza, estábamos preparadas para la final. Nos dijeron, pueden empezar ganando, perdiendo, pueden pasar un montón de cosas, pero ustedes tienen que seguir concentradas y atentas. En muchos aspectos fuimos preparadas para la final. Y a todas nos quedó grabada la charla de Líber en el entretiempo, que nos dijo ustedes van a sacar algo en el segundo tiempo que no saben que tienen y van a dar vuelta este partido. Él confiaba plenamente en nosotras y se notó. Aparte echaron a Paz y él estaba muy tranquilo, y yo que lo conozco desde hace años sé cómo siente el fútbol, le grita a todo el mundo, no se salva nadie”, agregó Anabel.

“No tenía miedo”

Diego Battiste Anabel, durante el partido contra Nacional

La decisión de pararse bajo los tres palos cuando era una niña que empezaba a jugar al fútbol, le cambió la vida. “Yo me tiraba, no tenía miedo y después con un entrenador de goleros que tenía el Olimpo fui mejorando y creciendo pila. Si yo hubiese elegido no jugar de golera no hubiese vivido todo lo que estoy viviendo ahora, todo lo que viví en el fútbol en general, fue una decisión de la que no me arrepiento”, subrayó.

Del Olimpo pasó al Brandi, integró la selección de la liga de Piedras Blancas y con 11 años la fueron a buscar de River Plate para que se fuera acostumbrando a jugar en cancha grande. Se fichó en el club del Prado en 2009, con 13 años, jugó en juveniles y algunos partidos en Primera división. Ese año River fue campeón uruguayo y en 2010 Anabel participó en su primer proceso de selección sub 17, además de jugar la Copa Libertadores Femenina con el darsenero.

Luego pasó a Wanderers donde actuó en un partido y en 2012 fue convocada nuevamente a la selección sub 17 que logró el segundo puesto en el Sudamericano y jugó el Mundial de Azerbaiyán.

Recuerda que antes de viajar al Mundial el plantel recibió un homenaje en el Estadio Centenario, previo a un partido de Uruguay. “Estaba lleno, dimos la vuelta olímpica y todo el mundo nos aplaudió. Eso estuvo muy lindo y me quedó grabado”.

También fue agasajada de forma personal en Cutcsa, en el trabajo de su papá. “Fue un reconocimiento especial que yo no esperaba, me hicieron un poema relacionado al fútbol”, recordó. Anabel estudia actualmente Fisioterapia y cuenta que desde chica tuvo el apoyo de su familia para practicar el fútbol.

Antes de llegar el año pasado a Defensor jugó cuatro años en Liverpool. Fue la golera menos vencida en la Segunda división y el equipo logró el ascenso a Primera. “Por problemas en la interna decidí irme, pensando en mi carrera, en mi crecimiento en el deporte. Por suerte se dio todo lo que estaba trabajando al conseguir el campeonato”, señaló.

El campeonato 2021 se hizo muy largo, tuvo dos cortes, Anabel se contagió de covid y le costó retomar el nivel, pero finalmente Defensor salió adelante. “A veces los parates te desanimaban, pero ahí siempre estaban las referentes para motivar y dar para adelante”.

Después de tantos años compitiendo, su opinión sobre la realidad del fútbol de mujeres tiene fundamentos: “Hace muchos años que estoy en AUF, siento que creció mucho, pero aún falta muchísimo más. Hay cuadros que no tienen donde entrenar, no tienen ayuda económica, aunque sea de viático, Defensor lo da. Todo lo que pasó con Peñarol con el tema de sanidad, que no les den importancia cuando la salud de las jugadoras tiene que estar primero. Me parece bien lo que hizo Nacional como un impulso a hacer contratos, que tengan un gimnasio propio y varias cosas a disposición, pero hay clubes que tiene que invertir más en el fútbol femenino”, acotó.

La ficha
Fecha de nacimiento: 24/12/1995
Edad: 26
Trayectoria: Baby fútbol en Olimpo Junior y Brandi, luego en River Plate, Wanderers, Racing, Liverpool, Defensor Sporting y selecciones uruguayas.
Temas:

Anabel Ubal Mejor Golera 2021

Más noticias de Referí

Te Puede Interesar