26 de mayo 2024
Dólar
Compra 37,30 Venta 39,70
9 de agosto 2022 - 22:46hs

El delantero de Nacional Luis Suárez vivió una noche para el olvido en la eliminación de su equipo contra Atlético Goianiense en cuartos de final de Copa Sudamericana. 

Suárez fue suplente e ingresó para jugar el segundo tiempo. 

Las cámaras lo siguieron especialmente tanto dentro como fuera de la cancha. 

Cuando Nacional tomó uno de los goles en el primer tiempo, su rostro de desazón lo decía todo. 

Cuando salió a jugar el segundo tiempo poco pudo hacer ante una defensa muy bien plantada que jugaba muy cómoda por lo que fue el trámite del encuentro. 

Cuando llegó el tercer gol, Suárez le hizo gestos a sus defensores. 

Pareció decirles en el medio del griterío del estadio de Serra Dourada que no se quedaran atrás y que achicaran.

Fue en el gol donde Léo Coelho falló y Diego Churín la abrió la izquierda para Luiz Fernando. Este se perfiló y remató al segundo palo. Su única oposición fue José Luis Rodríguez que en lugar de salirlo a marcar recogió las manos para no cometer penal, se quedó parado e intentó bloquear el remate, algo que estuvo muy lejos de hacer.  

Evaristo Sa / AFP Luis Suárez asiste a Edson Fernando

Después Suárez sufrió una violenta patada de atrás sobre el tendón de aquiles y estuvo envuelto en todas las discusiones que se generaron en un segundo tiempo donde el partido se picó bastante. 

También tuvo el gesto de levantar a un defensor que había caído en el área y sobre el final se lo vio resignado, como todo el equipo, que perdió sin levante, víctima de sus propios horrores defensivos. 

 

Temas:

Nacional Luis Suárez

Seguí leyendo

Más noticias de Referí

Te Puede Interesar