Fútbol > NACIONAL

El resurgir de Ocampo en Nacional: goles, asistencias y confianza

El delantero de Nacional, Brian Ocampo, recuperó su nivel en el Clausura, asume un papel protagónico al hacerse cargo de las pelotas quietas, asistir y convertir; ¿cómo lo orienta Giordano?

Ocampo celebra su gol ante Fénix

Tiempo de lectura: -'

23 de febrero de 2021 a las 05:00

Brian Ocampo es uno de los jugadores de Nacional de mayor rendimiento en lo que va del Torneo Clausura, es titular indiscutido, con una notoria mayor confianza, lo que en la cancha se refleja con asistencias y con goles, como demostró este domingo ante Fénix en el Gran Parque Central, donde de no haber sido por el empate de la visita, el juvenil hubiera sido el artífice de la victoria tricolor.

De todas formas, el extremo derecho fue figura y los hinchas bolsos, que están volviendo a disfrutarlo, lo votaron como el mejor del equipo.

El jugador de 21 años está cerrando su tercera temporada en Primera división, luego de llegar a la máxima categoría en el segundo semestre de 2018, año en el que fue uno de los campeones de la Libertadores sub 20, junto a sus actuales compañeros de plantel Mathías Laborda, Thiago Vecino, Emiliano Martínez, Joaquín Trasante y Alfonso Trezza.

El Cacique Medina fue quien lo hizo debutar en la máxima categoría con 19 años recién cumplidos, el 18 de julio de 2018, ante Sol de América de Paraguay por la Copa Sudamericana. Ingresó en el segundo tiempo en lugar de Tabaré Viudez.

El remate de Ocampo para su gol

En esos primeros partidos, el floridense llamó la atención por su habilidad en el mano a mano, como también por su potencia, como para desbordar en velocidad y asistir desde las bandas.

En sus inicios también pagó cara su inexperiencia, como un penal que cometió ante San Lorenzo en Buenos Aires por aquella Sudamericana o una expulsión ante Defensor en el Franzini luego de un cruce con el Zorrito Suárez, también en aquel primer semestre.

Luego, le costó tener regularidad y nunca pudo hilvanar una seguidilla de partidos en buen nivel como la que está teniendo ahora.

Ocampo celebra su gol ante Fénix

En 2019 llegaron sus tres primeros goles y completó 20 presencias por el Uruguayo, 11 como titular, misma cantidad ya lleva en esta temporada, pero con 12 partidos desde el vamos, algo que ha sido clave para su crecimiento y regularidad.

Ante la decisión el club de no renovar contratos a varias figuras al finalizar el año 2020, Ocampo se convirtió en titular indiscutido y el delantero asumió esa responsabilidad con buenos desempeños.

El 2021 lo comenzó como suplente en la final del Intermedio ante Wanderers, ingresando en el segundo tiempo, mostrando buenos chispazos y convirtiendo su penal en la definición en la que los tricolores se quedaron con el título.

“Nosotros confiamos en él y tratamos de que mejore día a día”, indicó a Referí el entrenador Jorge Giordano a mediados de enero, cuando ya se veía la progresión del jugador en los primeros partidos del año.

Luego, fue titular en los nueve partidos que van del Clausura, en los que aportó cuatro asistencias (ante Rentistas, Wanderers, MC Torque y Fénix) y el gol ante Fénix de este domingo, además de ser uno de los protagonistas del ataque en cada encuentro.

“Se habla a diario”

“Lo de Brian y con el resto de los futbolistas se habla a diario”, dijo Giordano en conferencia de prensa luego del triunfo ante Torque, al ser consultado por el cambio de actitud del delantero. “A veces de una manera, a veces de otra, es un poco el arte de estar al frente de un grupo. Lo que Brian ha encontrado es un buen rendimiento en base a sostenerlo en la titularidad. En eso estamos, tratando de que él crezca día a día”, expresó el DT.

Además, como es habitual en Nacional, los psicólogos del club trabajan con todos los jugadores y con el equipo, no solo para tratar situaciones adversas, sino también para potenciar el aspecto humano y deportivo.

Ocampo la pisa ante Progreso

Ocampo es un jugador al que prácticamente no se le conoce la voz ya que evita participar en las conferencias del club y mucho menos realizar entrevistas en forma persona.

El futbolista nacido en Florida, donde se inicio en las inferiores de Quilmes, llegó a los albos para completar su formación y en 2019, tras debutar en Primera, extendió su contrato hasta fines de 2021.

Además de sacarle jugo a la titularidad, Ocampo también puede estar aprovechando el hecho de jugar sin público, lo que, como dijo Andrés D’Alessandro el pasado viernes en su presentación, puede que le quite algo de presión a los futbolistas.

En un fútbol cada vez más exigente, al juvenil no le tenían mucha paciencia desde la platea, como tampoco en las redes sociales. Quizás por eso, el futbolista cerró su cuenta de Twitter y solo muestra algo de su vida afuera de la cancha en Instagram, donde se lo suele ver junto a su novia y a la perra chow-chow que acompaña a ambos.

Ocampo en la victoria ante Torque

Hoy, en la cancha, los únicos gritos que recibe son los de Giordano, quien le da indicaciones y ánimo cuando lo tiene junto a su sector. Ante Progreso en el Paladino, donde Ocampo no tuvo su mejor partido, pareció estar confundido ante tantas órdenes.

Este domingo, frente a Fénix, el DT también lo fue guiando, como suele hacer con todos los futbolistas. “Seguí”, le gritó cuando el delantero perdió una pelota y parecía que se iba a quedar sin reacción. "Brian, marcalo Brian", “dale Brian, al rebote”, le dijo en otros momentos.

El jugador, que muchas veces tiene que recurrir a maniobras que no son bien vistas por sus rivales, como la bicicleta que le hizo a un defensor de River Plate, ha mostrado un mayor temple para responder a provocaciones de futbolistas contrarios y ya no cae en ese juego que puede perjudicarlo a é y a su equipo.

El encuentro ante los de Capurro mostró a un Ocampo cargado de confianza y siendo clave con la pelota.

Ocampo frente a la marca de River Plate

El delantero se hizo cargo de las pelotas quietas, un rubro que ha quedado vacante en este 2021 y en el que los jugadores tricolores de mejor pie han ido probando suerte, aunque sin éxito.

El floridense lanzó el córner para el gol de Emiliano Martínez y luego tuvo varios centros buenos desde ambos perfiles.

Además, marcó el gol del 2-1 parcial al encontrar el balón, dar unos pasos y rematar desde larga distancia para colocarla lejos del arquero.

Con el tanto y la asistencia, siguió con la autoestima bien alta y le pidió la pelota a Felipe Carballo para ejecutar un tiro libre en una falta que le habían cometido. Su remate dio en el travesaño y fue uno de los mejores lanzamientos de este Nacional que busca un ejecutante para sus tiros libres y que ahora parece colocarlo en el puesto número uno para esos remates.

A falta de seis fechas para el final del Clausura, Ocampo tiene el desafío de mantener su nivel y cerrar el Uruguayo de la mejor forma, para ayudar a Nacional a ir por el campeonato y que su buena performance lo deje en el recuerdo como uno de los protagonistas del título.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...