Cargando...

Fútbol > FÚTBOLX100

Matías Viña en el camino de Sebastián Coates

La distinción que recibe es el premio a la paciencia. A construir la carrera sin apuros. A la constancia. A pensar en su proyección de futuro antes que una transferencia que desde lo económico lo puede salvar

Tiempo de lectura: -'

23 de diciembre de 2019 a las 05:02

La edición número 18 de Fútbolx100 guardará un recuerdo especial para la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF), en este registro histórico de los mejores del Campeonato Uruguayo que desde 1996 organiza y realiza El Observador gracias al aporte de un centenar de periodistas deportivos que brindan su opinión.

El Campeonato Uruguayo 2019 se recordará por el arribo del VAR, el final de la intervención de la FIFA, la llegada de Ignacio Alonso a la presidencia, los problemas con el calendario, el absurdo de jugar ocho de las 15 fechas del Clausura entre semana, que los jueces pararan dos veces en el año por violencia o presiones de Nacional que desembocaron en episodios con tintes violentos, la muerte de un hincha de Nacional, la recuperación y consolidación  futbolística de los tricolores que en una gran remontada cerraron el año en las semifinales (no necesitaron jugar las finales ante Peñarol), el invicto clásico de los albos y un detalle muy especial: por segunda vez en 18 años un defensa fue elegido como mejor jugador. El anterior había sido Sebastián Coates en 2011. A medio camino quedó Camilo Mayada, en 2014, cuando se llevó el reconocimiento con la figura del torneo por su actuación como carrilero.

En una función similar al ex Danubio, pero jugando como lateral izquierdo, Viña fue elegido mejor jugador.

La distinción que recibe es el premio a la paciencia. A construir la carrera sin apuros, porque debutó tarde en Primera (20 años y se ganó un puesto como titular recién a los 22). A la constancia. A pensar en su proyección de futuro antes que una transferencia que desde lo económico lo puede salvar, pero desde lo deportivo lo podría condenar. A esperar el momento y a tener el carácter, el temple y el talento futbolístico para explotar.

Nacional encontró en el juego de Viña, como el de Mejía en el arco la otra figura del torneo, la diferencia para ser campeón; Tabárez descubrió un jugador de selección, y el deporte un lateral con talento, hambre de gloria y espíritu ganador. El fútbol uruguayo consagró a Viña en 2019, y a partir de ahora tendrá la responsabilidad de consolidarse en ese lugar al que unos pocos llegan, y apenas un puñado se mantiene. Como Coates hace ocho años, Viña tiene su  oportunidad.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...