Cargando...
Uruguay y sus cuatro estrellas

Fútbol > AUF HABLARÁ CON INFANTINO

La polémica de las estrellas: AUF habla con Infantino y con cautela recorre el camino para descartar el teléfono descompuesto

Ignacio Alonso hablará con Infantino para conocer el grado de veracidad sobre la polémica de las estrellas en la camiseta para descartar el teléfono descompuesto o asumir la defensa frente a la nueva historia que quiere imponer FIFA

Tiempo de lectura: -'

06 de agosto de 2021 a las 05:00

El presidente de la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF), Ignacio Alonso, mantendrá un contacto con el presidente de FIFA, Gianni Infantino, para conocer oficialmente cuál es el grado de veracidad de la información sobre la posibilidad de que le retiren a Uruguay dos de las cuatro estrellas que tienen en su camiseta.

Ignacio Alonso, presidente de la AUF

El lunes de noche, los neutrales de la AUF fueron informados por Tenfield (en representación de Puma) de un planteamiento de FIFA de retirar las dos estrellas, de los títulos mundiales en los Juegos Olímpicos de 1924 y de 1928. A partir de allí, una catarata de reacciones y repercusiones mediáticas generaron inquietud, preocupación y molestia ante la posibilidad de que se confirme esta situación.

El tema generó la reacción de la Asociación de Historiadores e Investigadores del Fútbol Uruguayo (AHIFU) y llegó al punto que los exfutbolistas de la selección se expresaron en redes sociales sorprendidos por la noticia y apoyaron a la AUF, en la defensa de sus derechos adquiridos.

Con el objetivo de evitar ingresar en la polémica y dispuesta a recorrer un camino formal, la AUF acude directamente a FIFA.

Para este viernes fue agendada una reunión virtual entre la AUF, AHIFU y el secretario personal de Infantino. Además, antes de ese encuentro, Alonso buscaba hablar con el presidente de FIFA.

¿Teléfono descompuesto o una señal de alarma?

El tema de las cuatro estrellas en la camiseta de Uruguay por los títulos mundiales de los Juegos Olímpicos de 1924 y de 1928, y la Copa del Mundo de 1930 y de 1950 se trataba de un asunto laudado para la AUF. También para FIFA, que desde 1991 y tras un pedido del ejecutivo que presidió Hugo Batalla, a sugerencia del neutral Miguel Restuccia, validó y renovó sistemáticamente durante 30 años las cuatro estrellas.

Para la AUF, oficialmente no existe otro escenario, sin embargo, la información que recibió Puma para diseñar la camiseta celeste para el Mundial de Catar 2022, en caso que Uruguay clasifique, planteó interrogantes y una polémica.

En la AUF se preguntan si se trata de una teléfono descompuesto o simplemente una señal de alarma, a la que deben responder con argumentos.

El historiador franco-uruguayo Pierre Arrighi adviritió a Referí que en Uruguay "se están anticipando mucho y que se está inflando un tema que por el momento no tiene claridad alguna.

Arrighi se preguntó quién de la FIFA dio la orden de quitar las estrellas y reflexionó, si es así que FIFA le comunicó a Puma que había que sacarle dos estrellas a la camiseta de Uruguay, "es un procedimiento aberrante y totalmente anormal, porque el reglamento del equipamiento establece que en caso de que la Secretaría (de FIFA y no otro organismo) deniegue el uso de una prenda ‘explicará por escrito a la asociación miembro’, y no a una empresa alemana de ropa deportiva, su decisión junto con la notificación del rechazo. Y que después, las asociaciones pueden demandar contra la decisión de la Secretaría”.

Uruguay y sus cuatro estrellas

Por su parte, en una entrevista que Referí realizó con Joseph Blatter en 2019, el expresidente de FIFA advirtió sobre el giro que había tomado la nueva FIFA bajo la gestión de Gianni Infantino, quien ya perjudicó a Uruguay en abril (alterando arbitrariamente el calendario de las Eliminatorias), y la influencia de los ingleses, que desde 2017 empezaron a escribir otra historia de la FIFA.

En la nueva versión, quieren establecer el nacimiento del Campeonato del Mundo en 1908, en ocasión de los Juegos Olímpicos de ese año que ganó Gran Bretaña. También lo ganó en 1912. En 1920 se impuso Bélgica.

"Volví a ver ese Museo (del Fútbol), y hay cosas que han cambiado. (Los ingleses) Han querido cambiar la historia. Pusieron incluso que Alemania había sido miembro fundador de la FIFA, cuando en realidad los alemanes dieron su apoyo por telegrama. Los fundadores presentes eran siete, no ocho. En 1908 hubo un campeonato de fútbol (que ganó Gran Bretaña), es verdad, pero en el marco de los Juegos Olímpicos, y no lo dirigió la FIFA. Por otra parte, el primer gran presidente de la FIFA no fue Woolfall sino Robert Guérin. Los historiadores deberían rebelarse ante tales falsedades. Todo esto es muy inglés. Esa historia del fútbol resulta de esa tenacidad de Inglaterra en decir que fueron ellos los que hicieron todo para el fútbol. Fue así y hoy continúa", dijo el expresidente.

Además, Blatter advirtió que los ingleses quieren organizar el Mundial de 2030 y esa situación representa un riesgo para sus aspiraciones que la AUF, como anfitrión de la primera Copa del Mundo un siglo atrás, quiera recibir el torneo junto a Argentina, Paraguay y Chile y con el respaldo de Conmebol.

"Está bien que la Copa de 2026 haya sido atribuida a los Estados Unidos. Es normal. Es lo que debió suceder con la Copa de 2022. Pero lo que quieren los ingleses ahora es asegurarse la Copa del 2030. Sacársela a Uruguay, que debería poder festejar los 100 años de la primera Copa del Mundo en Montevideo", sostuvo.

En este escenario, del teléfono descompuesto o de un nuevo relato de la historia que provocará perjuicios a Uruguay, la AUF recorre el camino formal.

Gianni Infantino, presidente de la FIFA

Si finalmente no se trata de un teléfono descompuesto la llamada de FIFA a Puma, será un intento del organismo que preside Infantino, a impulsos de su nuevo historiador (Guy Oliver), según Blatter, de quitar las dos estrellas a Uruguay. O el intento de los ingleses por sumarse dos, aunque no les corresponda.

La diferencia entre las conquistas de Uruguay y las anteriores fue que las de 1924 y 1928 fueron competencias de fútbol organizadas por FIFA en la órbita olímpica y se trató competencias abiertas. Todo esto está documentado por Arrighi en sus libros (1924, Primera Copa del Mundo de la FIFA en 2014, Los Juegos Olímpicos nunca fueron amateurs en 2017), y por la AUF. Las anteriores, de 1908 a 1920, no tuvo la organización de FIFA y solamente participaron selecciones europeas.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...