Economía y Empresas > Finanzas

Número de remesas emitidas desde Uruguay superan por primera vez a las recibidas

En primer semestre hubo 231.900; Colombia gana espacio como país receptor de giros que tienen como destino final a Venezuela

Tiempo de lectura: -'

14 de octubre de 2019 a las 05:00

La ola inmigratoria que registra Uruguay en los últimos años se refleja en la reducción que muestra la brecha entre la cantidad de remesas familiares enviadas y recibidas.

De hecho, en el primer semestre de este año y por primera vez desde que se registran datos, el número de remesas emitidas desde Uruguay superó a las recibidas. Al mismo tiempo, tanto la cantidad como los montos enviados alcanzaron un máximo en la serie, de acuerdo con los últimos datos publicados por el Banco Central (BCU).

Los números muestran que entre enero y junio de este año se enviaron 231.900 remesas desde Uruguay al exterior por un monto de US$ 61 millones. En el mismo período ingresaron 229.400 remesas desde el exterior por un total de US$ 65 millones.

En el último tiempo, la llegada de venezolanos, dominicanos y cubanos al país cobró fuerza. Particularmente, en el caso de Venezuela ese fenómeno creció a medida que han ido empeorando las condiciones políticas y económicas en el país caribeño. Una vez que asientan en el país e ingresan al mercado laboral muchos de ellos giran dinero a sus familiares en su tierra natal. 

Y si bien no hubo mayores cambios respecto a la estructura de países que reciben fondos de Uruguay, se destaca Colombia que pasó a ocupar el tercer lugar y desplazó a España. El país cafetero fue destino para el 11% de los envíos totales que representaron el 9% del monto operado en el período. “Como ocurre con el resto de la región, como consecuencia de la situación venezolana, seguramente muchas de estas operaciones tienen como destino final este país (por Venezuela)”, señaló el BCU.

En Venezuela existe control de cambio desde el año 2013. Así hay operadores que desde países vecinos como Colombia o Panamá  recepcionan los giros en dólares y transfieren el equivalente en bolívares a familias en el país caribeño.

La mayoría de las remesas que ingresan lo hacen ya convertidas en bolívares; la comercialización de las divisas se efectúa previamente en el exterior, al precio del dólar paralelo

El gobierno venezolano combate las transacciones vinculadas al mercado ilegal de divisas, pero lo hace en forma discrecional y, en relación específicamente a las remesas, se ha mostrado permisivo en la práctica. De alguna manera, al régimen le conviene ese flujo de dinero que ingresa al país, dado que ayuda a satisfacer algunas necesidades básicas de la población, lo que no ha podido lograr el modelo económico formal.

 

La mayor cantidad de remesas siguen yendo hacia Argentina y Cuba (15% cada uno), aunque en monto el mayor porcentaje se lo lleva España (13%). Entre otros destinos también se destacan República Dominicana, Perú y Estados Unidos.

Remesas recibidas

En relación a las remesas recibidas, no hubo cambios significativos en el ranking de países desde donde se envía los fondos, pero se destaca que más del 50% provienen de Estados Unidos. Y siguiendo una línea similar que el resto de los países de la región, otros emisores principales son España, Argentina y Chile.

Montos promedio

Desde hace algunos períodos el monto promedio por remesa recibida se había igualado al de las enviadas (históricamente fue mayor el último). En primer semestre de 2019 y por primera vez el monto promedio de las recibidas fue mayor (US$ 284), que el de las enviadas (US$ 264).

El BCU recolecta la información en base a reportes de entidades como Cambio Gales, Indumex, Varlix, Abitab, Correo Uruguayo, More Money Transfers y Red Pagos que prestan servicios de transferencias internacionales de dinero.

 

Fuerte dinamismo

En 2018 Uruguay recibió remesas por más de US$ 130 millones, un 7% más que el año previo, en línea con el fuerte dinamismo de ingreso que tuvo América Latina y El Caribe, según publicó a comienzo de año el Centro de Estudios Monetarios Latinoamericano, junto con el Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

Ese reporte había destacado que la región en su conjunto recibió el año pasado por concepto de remesas un total de US$ 86.090 millones, originado principalmente por aumentos  en los niveles de empleo y consecuentemente de la masa salarial de la fuerza de trabajo emigrante en sus países de destino.

Particularmente en América del Sur, las remesas de origen intrarregional son una fuente muy importante de esos recursos. Se destaca Chile, un destino atractivo para migración proveniente de los países vecinos, y Colombia, cuyos ingresos por remesas aumentaron 16% el año pasado, cifras que, probablemente, una parte importante se canalizaron hacia Venezuela.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...