Arranca la cobertura de El Observador en el Mundial

Rugby > NEWSLETTER MUNDIAL

Te lo queremos contar como nunca: así va a ser la cobertura de El Observador en el Mundial de rugby

En este primer envío te voy a resumir qué es lo que nos mueve a realizar esta cobertura, que queremos que no sea una más. Tal como Los Teros en Francia, queremos dejar una huella
Tiempo de lectura: -'
22 de agosto de 2023 a las 19:04

Primera edición del newsletter Mundial de rugby

Soy Ignacio Chans y te quiero dar la bienvenida al newsletter del Mundial de Francia 2023. Si te querés suscribir, alcanza con registrarte en el sitio y suscribirte a la newsletter, que es gratis. No necesitás ser suscriptor.

En este primer envío te voy a resumir qué es lo que nos mueve a realizar esta cobertura, que queremos que no sea una más. Tal como Los Teros en Francia, queremos dejar una huella.

De “shockear al mundo” a “hacer historia”

La victoria ante Fiji

Hace cuatro años, los jugadores lo repetían una y otra vez mientras se preparaban para viajar a Japón 2019: “Queremos shockear al mundo”. Sonaba a una linda frase motivacional, a una forma de llenarse de energía ante el gran objetivo que había que enfrentar al jugar contra equipos, en los papeles muy superiores, como Gales, Australia, Fiji y Georgia

“Estoy medio mal de la cabeza, lo sé. Entiendo que ganarle a Fiji es difícil, pero si le ganamos, Georgia pasa a ser una eliminatoria. Y si hay algo que sabemos es jugar una eliminatoria”

Eso me decía Juan Manuel Gaminara, capitán de Los Teros hace cuatro años, en la previa de Japón 2019. La verdad es que yo no le creía mucho. Me parecía que había una chance en, digamos, 50, sobre todo después del lapidario 68-7 de un año antes contra Fiji.
 
Después vino lo conocido, la victoria ante el mismo rival y el auténtico shock al mundo. Pero siempre a contracorriente, mientras todos los alababan, Los Teros masticaban la bronca por perder cuatro días después ante Georgia, lo que les impidió clasificar directo a Francia 2023. Si, todo el mundo hablaba de ellos, pero ellos no se volvían con el paquete completo.
 
Pero esa actitud de empujar los límites les dio la clasificación a 2023 dos años antes, por primera vez como el mejor de las Américas (excluyendo a Argentina) al ganarle a Estados Unidos. Y ahora se fijaron un nuevo objetivo: ya no es shockear al mundo, sino “hacer historia”.
 
¿Qué es hacer historia? Simple: ganarle a Italia y Namibia, para ser terceros de grupo y con eso clasificar directo a Australia 2027. Lo de Namibia es lo esperable: Los Teros serán favoritos en ese partido. Lo de Italia es una especie de Fiji 2019, más difícil aún. Pero hay un convencimiento en jugadores y entrenadores que me hace acordar a 2019. 
 
No puedo asegurar que lo lograrán. Pero seguro que esta vez no lo voy a descartar, y creo que vos tampoco, ¿no?

Los argumentos para lograrlo

Esteban Meneses

El entrenador Esteban Meneses repite una y otra vez: pensar el qué, el cómo y el por qué. Con el “qué” claro, lo siguiente es el "cómo": porque es fácil plantearse ganarle a Italia o a Namibia, pero para eso hay que hacer un enorme trabajo. Y no en este mes de preparación previa: en cuatro años.
 
Ese camino de preparación empezó a fines de 2019 cuando se empezó a planificar el proyecto de Peñarol en la Superliga Americana de Rugby (hoy Super Rugby Américas), para darle una competencia profesional a todos esos jugadores que  se proyectaban en los siguientes cuatro años. Se impulsó el trabajo de Los Teritos, jugando el torneo argentino de provincias. Se apostó al seven como una segunda fuente de formación de jugadores, dándoles jugadores y entrenadores de calidad.
 
Todo eso me lo decía en esta entrevista Guzmán Barreiro, director de Alto Rendimiento de la Unión de Rugby del Uruguay, en 2019. Y a la hora de trazar los objetivos, cuatro años después todo aquello parece una premonición.
 
Hoy los frutos están sobre la mesa: Peñarol aporta 21 jugadores a este plantel, salió dos veces campeón de las Américas, y sobre todo fue la base de competencia que necesitaban Los Teros. El seven logró clasificar, en la primera oportunidad que tuvo, al Circuito Mundial, y ahora a los Juegos Olímpicos de París. Los Teritos llegaron hace algunas semanas a la final del Mundial B, y estuvieron a un paso de ser campeones y ascender al A.
 
Todo eso ha formado una base competitiva que permite a Los Teros ilusionarse con esa hazaña. Porque sí, seguiría siendo una hazaña: el presupuesto de la Federación Italiana es US$ 49 millones contra los US$ 4 millones anuales de Uruguay. Italia juega 10 o 12 tests por año ante las potencias (incluido en Seis Naciones) y Uruguay solo jugó ante una potencia en estos cuatro años: justo frente a Italia, en 2021 (derrota 17-10 en Florencia). Pero no vayan a buscar conformismo ni excusas en estos jugadores: su desvelo es ganarle a Italia, y si no lo logran no se refugiarán en excusas. Lo mismo nos planteamos nosotros: tampoco esperen una cobertura condescendiente. Ellos no la esperan, ya me lo dijeron.

¿Cómo te lo vamos a contar?

 

El gimnasio de Los Teros

Ese camino es el que te queremos contar en esta newsletter. Afortunadamente, el rugby tiene puertas más abiertas que el fútbol, por ejemplo. Eso permite charlar sin cassette con los jugadores, entrenadores o preparadores físicos. Preguntarles detalles de sus vidas diarias, como en esta primera nota de la cobertura, en la que los jugadores que son padres de niños pequeños cuentan cómo viven la preparación al Mundial. 

Queremos ir por ese lado: contarte lo que no se ve y que ayuda a explicar lo que sí se ve. O meternos dentro del gimnasio donde se trabajó en todos estos años para formar jugadores más grandes y pesados, para cortar de una vez esa brecha física que había con las potencias, y que permite que hoy el pack de Uruguay esté en kilos a la altura del de Francia o Irlanda. O para preguntarle a los PFs, auténticos científicos del área física, qué tan cerca están las potencias y qué falta para acercarse. O charlar con uno de los referentes del plantel sobre el momento que analizó dejar el rugby, qué lo llevó a no hacerlo, qué click hizo para ser feliz adentro de una cancha y qué piensa sobre su futuro laboral el día que deje el rugby. O que sintió el entrenador al dejar afuera a los últimos cuatro jugadores de la lista de 33. O recorrer los recovecos del Estadio Charrúa y comparar las ruinas que había en 2013 con el Centro de Alto Rendimiento de referencia mundial que es hoy.
 
Ya en Francia, buscaremos que veas como es el día a día del plantel, quienes acompañan al equipo, cómo se sienten los jugadores ante el torbellino del mundial, y cómo ven los rivales, el público francés, los medios, a estos locos que quieren hacer historia.
 
Este es un grupo especial, que sabe lo que quiere y al mismo tiempo tiene los pies muy en la tierra. Y además, que sabe contar lo que piensa y siente, lo que busca y lo que sueña.
 
Todo eso queremos contarte. Queremos que sea una cobertura única. Y que esta newsletter sea el vínculo más directo contigo, para que además de disfrutar de verlos a ellos bajo las luces los veas detrás de cámaras y puedas contarnos cómo ves esta aventura mundialista.

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 345 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 345 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 345 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...