Espectáculos y Cultura > INTERVENCIÓN EN TORRE EJECUTIVA

Técnicos, músicos, DJs y salones reclaman que se habiliten espectáculos más grandes

Distintos colectivos convocan a una intervención frente a Torre Ejecutiva para reclamar la habilitación de aforos más grandes en shows y fiestas, y la apertura de más locales de espectáculos

Tiempo de lectura: -'

14 de octubre de 2020 a las 05:02

La imagen se ha repetido a lo largo de distintas ciudades europeas en las últimas semanas. Personas vestidas de negro que golpean las cajas que se conocen como flight cases, y que tradicionalmente se usan para transportar equipamiento e instrumentos musicales. Esa imagen se verá este miércoles en la Plaza Independencia, cuando representantes de 14 colectivos protesten de esa forma frente a la Torre Ejecutiva para reclamar una reactivación aún mayor de la industria del entretenimiento y de la actividad cultural.

Entre los grupos que participarán de la movilización están los salones de fiestas, los iluminadores, los sonidistas, los músicos independientes, los DJs y organizadores de eventos, con el apoyo del colectivo Uruguay es música. El reclamo parte de la situación actual del sector, en el que si bien se han reactivado desde hace meses las actividades, tanto con la vuelta de shows musicales como con el permiso para la realización de algunas fiestas privadas, se considera aún que no hay certezas suficientes sobre los siguientes pasos y que aún hay personas que no han podido volver a trabajar.

La intervención se realizará este miércoles 14 a las 19:30 horas, y se inspira en las acciones que se han llevado a cabo en lugares como España, Italia y el Reino Unido con el nombre “Alerta roja – Hacemos Eventos”. Durante 15 minutos, los participantes aplaudirán o golpearán las cajas. No habrá proclamas, aunque si se entregará una carta a presidencia, que dada la diversidad de colectivos involucrados, no hará pedidos específicos, pero si llamará la atención sobre el reclamo, según explicó a El Observador Alejandro Ottonello, uno de los voceros de la manifestación y representante de la Cámara de Infraestructura Técnica para Eventos y Espectáculos (Citte).

Ottonello dijo que desde los colectivos se valoran los pasos y los apoyos que ha dado el gobierno, pero que el avance es “muy lento”. Entre los pedidos que se establecen por parte del movimiento está el de permitir el pase de fase en los protocolos para espectáculos musicales, lo que permitirá aumentar los aforos y abrir más salas que hasta el momento no pueden hacerlo. Desde que los shows regresaron en julio, se sigue aún en la primera fase de tres etapas previstas. 

Por otra parte se solicita aumentar la capacidad de las fiestas privadas, y eventualmente, reactivar los eventos que incluyen pistas de baile.

También se solicita habilitar los espectáculos al aire libre, considerando que según lo que se sabe, el riesgo de contagio es menor, o establecer protocolos para escenarios de mayor escala como el Antel Arena o el Teatro de Verano. “No sabemos qué capacidad pueden tener esos lugares, ni qué protocolos aplicarían, y son lugares que nos permitirían trabajar”, explicó Ottonello. Esa reactivación también permitiría volver a los escenarios a bandas y artistas que requieren de espectáculos de mayor aforo y escala para recuperar los gastos.

Según Ottonello, otro de los motivos para pedir estas nuevas actividades está el de evitar que se realicen fiestas clandestinas, uno de los mayores quebraderos de cabeza para las autoridades sanitarias nacionales durante la pandemia. “Si tenés protocolos, habilitaciones, y trazabilidad, evitás las fiestas clandestinas, que no le sirven a nadie. Con protocolos vos sabes quiénes fueron, con nombre y apellido, a las fiestas, y si aparece un brote tenés cómo rastrearlo”, consideró.

 

En total se considera que hay 60.000 personas afectadas por este parate obligatorio, y entre los reclamos, además del pedido de poder volver a trabajar está el de tener perspectivas claras de reinicio de la actividad, considerando que se entra en la zafra mayor de espectáculos en vivo, que suele estar concentrada en la primavera y el verano. “Si mañana habilitan shows de 10.000 personas, no los podemos armar de un día para el otro. Precisás por lo menos tres meses. Por eso necesitamos saber que perspectivas hay. Al menos si nos dicen ‘los habilitamos en tres meses’, tenemos una noción”, dijo Ottonello.

“Esto es un llamado de atención, decir que estamos acá y que estamos parados”, comentó el vocero, que planteó que la situación actual genera incertidumbre tanto para los empleados como para los empleadores, con seguros de paro parciales que terminan, y gastos fijos y aportes patronales que hay que seguir pagando. “Se pierde mano de obra calificada, hay deudas muy grandes, porque hay empresas que trabajan con equipos muy caros que no se están usando. Por ahora el seguro va hasta diciembre, pero no sabemos qué hacemos después de esa fecha, si hay que echar a la gente o se mantiene el régimen”, expresó.

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...