Cargando...
La firma de Suárez en Ajax

Fútbol > GOLEADOR HISTÓRICO

Los goles de Luis llegan a Europa: el desembarco en Groningen y la explosión en Ajax

Como en su carrera, Luis Suárez fue de menos a más en el fútbol de Países Bajos, a donde llegó para comenzar su aventura europea y para estar más cerca de Sofía; su excompañero y amigo Bruno Silva recordó aquellos años a Referí

Tiempo de lectura: -'

21 de marzo de 2021 a las 17:38

“Cuando me dijeron que tenía la oportunidad de ir a Groningen lo primero que hice fue mirar en la PlayStation dónde estaba ese equipo y qué camiseta llevaba”, contó Luis Suárez en 2017 al hablar de su llegada al desconocido equipo de Países Bajos de la ciudad de Groninga, que fue la puerta de entrada de sus goles en el fútbol europeo.

Con 19 años y un look juvenil, imberbe y con un peinado más suelto, “el salta”, como le decían en aquel entonces, desembarcó en Holanda para dar su primer paso fuera del fútbol uruguayo y también para estar más cerca de Sofía, su novia en aquel entonces y hoy pareja, que se había ido a Barcelona y a la que le había prometido que iba a hacer todo lo posible para estar junto a ella.

“Fiché por el Groningen para estar un poco más cerca de mi mujer”, reconoció al diario Marca en aquella entrevista de 2017. “Fue un paso grande para estar más cerca de ella, que vivía en Barcelona”, agregó.

Suárez y Ron Jans

Los 12 goles que había marcado en Nacional, donde ganó dos campeonatos en sus primeras dos temporadas, convencieron a los dirigentes del equipo holandés para fichar al salteño, quien llegó en una operación por US$ 900.000 por el 90% del pase, en julio de 2006.

Un comienzo complicado

El arranque europeo de Suárez no fue ideal, lejos de su mejor rendimiento como también de Sofía, ya que Groninga y Barcelona no quedaban tan cerca como pensaba.

“Fue muy difícil para él al principio. Estaba pasado de peso y se ponía muy ansioso por la falta de minutos”, dijo Ron Jans, quien fue su entrenador en aquel momento.

El salteño no hablaba el idioma, no se adaptaba a la vida ni al clima de Holanda y el DT decidió colocarlo con los suplentes. Para peor, cuando le tocaba jugar, estaba muy irascible, con reacciones contra los árbitros o con su propio entrenador, lo que llevó a que le sacaran varias tarjetas y que comenzara muchos partidos desde el banco.

Bruno Silva, el lateral uruguayo que ya estaba en el club, fue su mentor en aquellos primeros meses, tanto dentro como fuera de la cancha. “Cuando él llega era muy joven, con poca experiencia en Primera porque jugó pocos partidos en Nacional y le costó adaptarse en los primeros meses, porque era un fútbol totalmente diferente, con el clima, el país”, dijo a Referí.

Suárez y uno de sus tantos premios en Ajax

Aquel equipo jugaba con 4-3-3 o 4-4-2. “Defensivamente éramos muy fuerte y a los delanteros no le llegaba la pelota tan limpia, lo que a Luis con el tiempo lo ayudó”, recordó Silva, quien consideró que para su hasta hoy amigo fue “muy positivo” haber pasado por Groningen, porque fue como una “pasantía” para adaptarse al fútbol holandés.

“Yo era un poco como el traductor del entrenador y él le pedía que no se cayera tanto, que no se tirara, porque allá no le iban a cobrar las faltas”, recordó Silva. “Luis estaba un poco con las mañas del fútbol sudamericano, que se tiraba, y capaz que en algún momento hoy lo hace también”, dijo, entre risas.

“Un día el técnico me llamó a una reunión a comienzo de semana para decirle a Luis que no se tirara. Después que el entrenador habló y yo se lo dije en español, Luis me preguntó si él técnico había terminado y me dice: ‘Decile que me ponga’. Yo me empecé a reír y se lo dije. Y el entrenador se empezó a reír, porque tenía buena onda con los extranjeros y sudamericanos, y me ayudó muchísimo a mí cuando llegué y a Luis también, que era más joven”.

“Y el entrenador dijo, ‘bueno, te voy a poner’. Y luego hizo dos goles y no paró más hasta el día de hoy”, agregó Bruno.

Luis se fue adaptando y llegaron los goles, con un recordado doblete ante Vitesse luego de haber ingresado en los 10 minutos finales.

En enero de 2007 levantó el nivel y marcó tres goles. En ese entonces, Sofía decidió mudarse con Luis a Holanda y su carrera comenzó a tomar rumbo, marcando más tantos en el medio local y también en las series previas de la Liga Europa, en la que le hizo tres a Utrecht.

Suárez en Ajax

“Fue ahí cuando Sofía se mudó”, recordó Bruno. “Eran muy jóvenes ellos y ahí continuaron su historia de amor, viviendo juntos ya con esa edad y en otro país. Eso lo tuvo un poco más sereno, pero Luis siempre tuvo una capacidad de adaptación muy rápida a todo, siempre lo digo”, agregó.

“Porque llegó allá y no sabía manejar, no tomaba mate, no hacía nada… Y en seis meses ya hacía todo. Le enseñé a manejar y después se iba a todos lados, a lugares que yo no me animaba a ir. Y así jugaba y así juega. Eso lo ayudó mucho a adaptarse”, señaló el lateral.

El salto a Ajax

Esa primera temporada le bastó a Suárez para que Ajax, el club más importante de Holanda, lo fichara por 7,5 millones de euros, en una operación que tuvo polémicas, porque Groningen no cedía. Luis se declaró en rebeldía y luego hubo acuerdo.

Aquella transferencia dejó a Nacional el 10% de la transferencia, y mejores ingresos que por el 90% del primer pase de los albos al fútbol de Holanda.

Seis meses después, Silva también llegó al club de Ámsterdam tras pasar una situación igual a la del salteño para su transferencia.

La firma de Suárez en Ajax

“Hubo un problema cuando fuimos con Ajax a jugar con Groningen, de visitantes, y se suspendió el partido porque estábamos los dos en Ajax, los hinchas prendieron fuego una tribuna y se suspendió. Nos querían comer”, contó el melense. “Pero después se olvidaron. Siempre nos escriben y en las redes sociales hemos participados de algunas actividades de Groningen. Incluso, Luis está en la selección histórica del club”.

En Ajax, uno de los clubes con una escuela futbolística más importante de Europa, Suárez volvió a brillar. “Mostró su gran autoconfianza con la edad que tenía (20) para llegar a jugar en el Arena de Ajax, un estadio muy lindo, con 60.000 personas, y en el primer partido lo pusieron en el segundo tiempo e hizo un gol. Increíble”, recordó el ex lateral.

“Ahí explotó”, contó Silva. “Había partidos, y queda mal que lo diga por los compañeros y por mí, que los ganaba él solo. Estaban complicados y él hacía goles de todo tipo y color”.

En el club de Johan Cruyff tuvo como entrenadores a Ten Cate, a Adrie Koster unos meses, al histórico goleador holandés Marco Van Basten, a Martin Jol, quien lo designó capitán, y a Frank De Boer.

Suárez en Ajax

“Ahí lo vi hacer cosas que confirmaron lo que siempre hablábamos con el asistente de Ron Jans, que siempre me decía ‘este muchacho lo que juega es algo impresionante’”, señaló Bruno, quien pintó la gran confianza que se tenía Luis con otra anécdota.

“Terminábamos un primer tiempo y nos sentábamos cerca en el vestuario. Y él tenía un primer tiempo enredado, como le pasa a veces, y yo le decía: ‘tocala porque se te está cayendo el estadio arriba y cada vez que agarras la pelota la perdés, apoyate hasta que le agarres la mano de vuelta, porque baja el murmullo de la tribuna’”, contó.

“Y él me decía: ‘No pasa nada. Yo la pierdo y en la que pase los clavo’. Y así era, cuando pasaba una, era gol”, agregó.

En Ajax jugó cuatro temporadas. Marcó un total de 119 goles en 159 partidos (0.75 de promedio). En 2010 fue el goleador de la liga holandesa con 35 goles, lo que lo convirtió en el máximo goleador de Europa de ese año, si bien no recibió el Balón de Oro por la categoría menor de la liga.

También comenzó a mostrar sus buenos números en asistencias, siendo por tres temporadas el máximo asistente de Holanda, un plus de su juego que luego repetiría en Barcelona.

Entre las grandes noches de Luis en Ajax, Bruno recordó un clásico de visitante ante Feyenord por la final de la copa de 2010, en la que ganaron 4-1 y el salteño marcó dos goles. “Fue impresionante. Ese día no lo aplaudió la hinchada de Feyenord porque es muy fuerte la rivalidad, pero creo que estuvieron ahí de hacerlo”.

“En Holanda mostró todo”, destacó Silva. “Su capacidad de visión, de velocidad, de definición, y de hacer calentar a los rivales, a los jueces, a los compañeros, a todo el mundo”, agregó el lateral, quien reconoció que llegó un momento que esa liga y ese club le quedaron chicas al salteño.

Lodeiro, Bruno Silva y Suárez, tres uruguayos que coincidieron en Ajax

Así se cerró la etapa holandesa de Luis, que también incluyó el esperado casamiento con Sofía en Ámsterdam. En Groningen y en Ajax, donde ganó una liga y una copa, demostró que estaba para más y recibió el llamado de Anfield para ir a Liverpool, donde escribió otro capítulo de sus aventuras goleadoras.

 

Dos apuntes de Bruno Silva:
Groningen y la “pasantía” para Luis
“Groningen ha mejorado muchísimo, incluso hace unos años jugó Champions, pero cuando nosotros estábamos era un equipo de mitad de tabla. El primer año que fui yo, clasificamos a UEFA y el segundo también, cuando llegó Luis. Creo que fue algo muy positivo para Luis haber pasado por Groningen antes de dar el salto a Ajax, porque como todos los equipos de allá tienen una cultura más o menos similar de entrenamientos y de todo, fue como una pasantía para él para luego pasar a un equipo de mayor proyección y visibilidad como fue Ajax”.
La “particular” forma de llevar la pelota de Suárez
“A veces nos reímos por su forma muy particular de llevar la pelota, de trasladarla, que parece que la lleva con las rodillas y le rebota. Y me dice, ‘viste cómo me la llevo, me rebota y siempre me queda ahí adelante’. Yo siempre lo bromeó y le digo que todo lo aprendió conmigo. Cuando le pega de afuera del área, porque yo lo único que hacía era pegarle fuerte, y cuando hace algún gol de afuera del área le digo ‘algo te quedó de lo que te enseñé’”.

Esta nota fue publicada originalmente el 13 de febrero de 2020 y actualizada el 21 de marzo de 2020

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...