Fútbol > MALESTAR

Nacional pierde la paciencia y analiza pedir cambios inmediatos en el arbitraje

El error de Leodán González en el clásico y las posteriores declaraciones de Marcelo De León causaron hondo malestar en parte de la directiva

Tiempo de lectura: -'

20 de noviembre de 2019 a las 05:02

Preocupada por la actuación de los árbitros e incómoda por expresiones que hizo públicas el presidente de la gremial de árbitros, Marcelo De León, la comisión directiva de Nacional se reunió este martes para analizar los perjuicios que sufrió el club, incluido el penal que no le cobraron el domingo en el clásico, y las declaraciones del presidente de la gremial.

Entrada la noche consideraban los pasos a seguir y no descartaban tomar "medidas duras", que anunciarán este miércoles, explicaron a Referí.

Las dos alternativas que maneja la directiva son:

1) llamarse a silencio, pese al enojo de algunos dirigentes en estas horas, y en enero generar un cambio profundo en el arbitraje, en la AUF;

2) adelantar esos cambios agendados para 2020, para los próximos días -previo a la finales-, y atado a ello llegará un golpe al gobierno de Alonso que había tenido en Nacional un aliado desde que llegó al sillón presidencial en marzo.

Un poco de historia

El reclamo de Nacional por los arbitrajes ya tuvo tres episodios de alto voltaje y acción en la actual temporada.

La primera situación se planteó el 20 de abril, después que los árbitros anularan dos goles lícitos a los tricolores en el partido en el Capurro, ante Fénix, y el encuentro culminara igualado 4-4.

Tras ese partido, el presidente de Nacional, José Decurnex, realizó fuertes declaraciones que lo llevaron a la Comisión de Ética de la AUF, que no lo sancionó.

Aquella tarde declaró: “Hemos sido cautos y calmos. Hemos ido al Colegio, nuestros delegados se han juntado, hemos tenido estas charlas, pero llega un momento que aparentemente el hecho de ir amigablemente a conversar no funciona y vamos a tener que tomar otras medidas”.

En la misma situación quedó envuelto el vicepresidente Alejandro Balbi, quien, también por sus declaraciones, fue derivado al Comité de Ética. Ninguno de los dirigentes fue sancionado, pese a las expresiones que molestaron a la gremial por los términos utilizados.

Sin embargo, las expresiones de Decurnex y Balbi y una pintada en la AUF, derivaron en un paro de los árbitros por un fin de semana.

La segunda situación se planteó en mayo, en ocasión de una reunión en Conmebol, en la que Nacional elevó un pedido para tener VAR en el fútbol uruguayo. Representado por Balbi y el delegado Enrique Campos, los tricolores hicieron punta en el tema, y se sumó Jorge Barrera, el presidente aurinegro, quien también asistió al congreso en Asunción.

El pedido de Nacional y Peñarol a Conmebol fue el disparador para que en las finales del Uruguayo de este año haya VAR.

El tercer y último episodio se produjo en la fecha previa al clásico. Ese fin de semana, Nacional emitió un comunicado pidiendo una reunión urgente al Ejecutivo que preside Ignacio Alonso, , y en la reunión que se celebró el martes 12 de noviembre, al salir de la reunión Decurnex brindó el voto de apoyo y total respaldo al titular de la AUF y pidió ecuanimidad.

Frente a ese planteamiento, un error arbitral el fin de semana provocaría un escándalo. Sin embargo, pese al fallo de Leodán González que impidió el triunfo de Nacional, después del partido Decurnex declaró en Vtv sobre el juez: "Hizo un arbitraje razonable con algunos errores importantes. Fue penal (la falta a Pablo García). También me pareció penal la mano del lateral izquierdo de Peñarol en el área".

Consultado sobre los reclamos que hizo Nacional en torno a los arbitrajes y la reunión de esta semana en la AUF, expresó: "No tengo nada para decir. El tema está agotado. Ustedes van a disfrutar de las polémicas esta noche (por jugadas que se registraron en el clásico). Las garantías para Nacional es específicamente la figura del presidente. Que el campeonato termine en la cancha como debe terminar y la garantía del VAR para las finales. Veremos. Nosotros hicimos lo que teníamos que hacer y evaluaremos al final del campeonato si tenemos que tomar una decisión distinta".

Ante una nueva pregunta sobre el trabajo del juez, dijo: "No hablo más de los árbitros sino sería repetir lo mismo. Tenemos tres finales. Debemos enfocarnos en eso".

Aunque Decurnex dio por cerrado el tema y adelantó que las medidas de fondo las tomarían en enero, en las horas siguientes al partido se registraron dos situaciones que le dieron un giro al tema.

1) el pedido de socios e hinchas para que Nacional tome acciones de importantes en la AUF para evitar sufrir nuevos perjuicios por los arbitrajes.

2) las expresiones de De León en una radio.

¿Qué dijo De León?

El lunes en Último al Arco, que se emite por Sport 890, consultado sobre si le preocupaba lo ocurrido en el clásico del domingo por el penal que Leodán González no le cobró a Nacional, el presidente de la gremial respondió: "No, no, me ocupa. Nosotros trabajamos, tenemos autocrítica y estamos siempre tratando de mejorar lo más posible con las herramientas que tenemos". 

"Es usual para esta época del campeonato y con los antecedentes que teníamos que se hable tanto del arbitraje. Era obvio que iba a pasar más allá del resultado", expresó De León. 

Si bien el presidente de la gremial de los jueces dijo que no iba a hablar del arbitraje de González ni de la polémica jugada del penal expresó: "Técnicamente es una jugada de VAR, no voy a hablar de la jugada, evidentemente el VAR es una herramienta que ayer hubiera sido útil como en otros partidos que no tienen transmisión en directo. Es para la justicia deportiva y va a ayudar mucho al fútbol uruguayo". 

Cuestionado por decir que la jugada del penal era de VAR, De León dijo: "El tema del VAR es que es una herramienta que el público, los dirigentes y los periodistas no están acostumbrados a convivir con el error del arbitraje, como se convive con el error de las jugadas o con el del nivel de juego. Se habla más del arbitraje que del juego en sí, se magnifica de tal forma que la única herramienta válida aprobada por FIFA es el VAR para el que tenemos el OK del ejecutivo, de las instituciones, y apostamos a tener el OK de todo el fútbol para aplicarlo en el fútbol nacional".

En la interna de Nacional molestaron esas declaraciones. En especial porque dijo que la jugada del penal era para ser revisada en VAR cuando los tricolores entienden que fue un penal que no admite discusión y que debió ser cobrado por lo que observó el árbitro en la cancha. 

Consultado por Referí, De León dijo: "Dije que es una jugada de VAR porque todas las jugadas en el área son para analizar con el VAR, para eso es la herramienta, pero eso no significa que haya dicho que no fue penal la jugada. Eso es otra cosa y yo no dije eso".  

El domingo, tras el empate clásico, el presidente de Nacional José Decurnex evitó hablar del arbitraje de González, dijo que se equivocó el árbitro porque debió sancionar penal en la falta de Jesús Trindade a Pablo García, y repitió el discurso que brindó el martes en la AUF 

Sin embargo, las declaraciones de De León agitaron la interna y Nacional se reunió para resolver si impacta en la AUF para defender sus derechos o no, sacudiendo la estantería de las estructuras actuales del arbitraje y no esperar al final del Campeonato Uruguayo que está en curso. 

¿Qué analizó la directiva de Nacional?

Este martes de tarde se reunió la directiva tricolor para considerar el tema del arbitraje.

La directiva está preocupada por los errores que han perjudicado a Nacional y que han beneficiado a Peñarol.

El tema también fue considerado por el técnico, Álvaro Gutiérrez, quien en conferencia de prensa este martes dedicó un espacio a los jueces: “Fue una pena (lo del penal), porque si bien nadie habla de mala fe (de los jueces), me puse a pensar todas las incidencias claras que hubo en el campeonato, y hoy estaríamos más cómodos en la tabla. ¡Es lo que nos toca!".

En la reunión de la tarde, los dirigentes expresaron dos posturas, una radical y otra que pretendía descomprimir la situación actual.

Por un lado, un grupo mayoritario se mostró afín a evitar más escándalos, enfocarse en lo deportivo, y en enero generar todos los cambios que entienden son necesarios para el arbitraje uruguayo, algunos de los cuales ya introdujo la AUF: un colegio con 80% de miembros políticos y VAR para el fútbol uruguayo (habrá en las finales 2019 y 2020 y proyecta instalaron en todo el torneo en 2021).

Por otro, un grupo menor, entendía que debían desembarcar en la AUF con decisiones que hicieran tambalear al Ejecutivo porque se sienten perjudicados.

En eso estaban el martes de noche los dirigentes cuando a la hora 19.30 hicieron un cuarto intermedio a la directiva debido a que Decurnex y otros cuatro dirigentes concurrieron a la hora 19.30 a la Asociación Española para firmar un convenio macro para extender por tres años más la cobertura de atención médica de su plantel principal, de las juveniles y del femenino. A la actividad asistieron el segundo vicepresidente Gonzalo Lucas, el secretario general Alejandro Irastorza, el tesorero Gustavo Amoza y el delegado Alejandro Orellano. 

En la firma del convenio, Decurnex dijo a Referí: "Estamos considerando qué hacer, esta noche o mañana vamos a adoptar una decisión".

El presidente viajará al exterior en las próximas horas.

Consultado sobre si es posible que las medidas de fondo que pensaban instrumentar para enero pueden tener efecto inmediato con cambios para el arbitraje, el presidente manifestó: "Es una posibilidad, pero tenemos que terminar la reunión que empezó en la tarde y en la que se abrió un cuarto intermedio".

Al retirarse, Decurnex dijo que esa misma noche seguirían la reunión de directiva, pero las decisiones, si en definitiva prospera las medidas de fuerza, las anunciarán el miércoles.

Lo que sí quedó claro en la reunión de directiva es que cualquier decisión que se adopte, llamarse a silencio y plantear las exigencias en enero, o atacar ahora a la AUF, será resuelta por unanimidad.

El plan del VAR  

Una comisión analiza en la AUF la implementación del VAR y la misma la integran los árbitros representados por De León, la escuela de árbitros con Darío Ubríaco, el dirigente Enrique Moreira y los neutrales Andrea Lanfranco y Gastón Tealdi. Nacional no integra esa comisión aunque el neutral Julián Moreno participó en algunas reuniones.

Este grupo de trabajo avanzó en los detalles para que las finales tengan VAR y para que en el Uruguayo 2021 se jueguen todo el torneo con el arbitraje asistido.

Nacional no quiere que la AUF improvise

A todo esto se plantea una situación que a Nacional le inquieta. Realizan gestiones en la AUF para que Cristhian Ferreyra realice una actualización de VAR de una semana, previo a las finales, y que luego sea una de las opciones de la Comisión de Árbitros para elegir para los partidos decisivos.

Ferreyra no tiene curso de VAR, por tanto no está habilitado y a raíz de esta situación la AUF apura para que en una semana tenga un curso que lo habilite.

Nacional no acepta esa posibilidad. Entiende que requiere acumular horas de entrenamiento para realizar la tarea como juez de VAR con las garantías que exige una final de campeonato.

Tampoco acepta el club tricolor que actúen Andrés Cunha ni Daniel Fedorczuk como jueces de VAR a pesar de que están capacitados para hacerlo. Cunha dirigió el Mundial de Rusia 2018 y fue destacado por su labor.

Con Cunha quedó malestar por su actuación en el clásico de la Supercopa 2019, lo que se agravó con su actuación en el 4-4 del Apertura contra Fénix. Además, se le marcaron con lupa los errores que tuvo en jugadas finas en la décima fecha del Clausura, en el partido entre Peñarol y River Plate en el Campeón del Siglo. 

Con Fedorczuk quedó un profundo malestar por su actuación en la final del Uruguayo 2018 donde el línea Miguel Nievas no cobró un claro fuera de juego en el empate de Peñarol en jugada de pelota quieta. 

Además, está la situación planteada sobre Ferreyra, juez internacional y de los mejores considerados por la Comisión de Árbitros, pero sin instrucción de VAR.

Otro de los jueces capacitados en VAR es Leodán González, quien no pitó el penal a favor de Nacional en el último clásico. 

Por su parte, Esteban Ostojich arbitrará en diciembre en el Mundial de Clubes y no estará para las finales, al tiempo que Andrés Matonte vuelve el 9 de diciembre del Sudamericano sub 15. 

La situación entonces es la siguiente: de siete jueces internacionales, tres no tienen el visto bueno de Nacional y uno no estará en Uruguay.

Por todo esto, no descartan pedir jueces de VAR internacionales para la definición del Uruguayo. 

El malestar que Nacional arrastra con el arbitraje en las últimas temporadas no recrudeció por la actuación de González del domingo sino por lo que dijo De León en lunes. Y ahora están dispuestos a patear el tablero.

¿En qué posición queda el Ejecutivo frente a esto?

La situación en la que se encuentra el presidente Alonso y su cuerpo de trabajo es delicada y dependerá de la decisión que adopte la directiva de Nacional, para saber si explota un conflicto en estos días o si lo dilata para enero.

Si deciden ir con artillería pesada a la AUF en este momento, le quitarán una de las tres patas que sostienen a Alonso. El presidente llegó a la presidencia por el respaldo de Nacional, Peñarol y los grupos de interés.

Desde el ejecutivo de la AUF explicaron a Referí que trabajaron para jerarquizar la gestión de los jueces.

Hasta octubre, el colegio funcionaba con tres miembros técnicos (60%) y dos políticos (40%). Los técnicos eran Gustavo Maggiolo, Juan Cardellino y Roberto Silvera, y los políticos Daniel Liñares (presidente) y Jorge Vázquez.

Desde el mes pasado, y porque así está establecido en el nuevo estatuto que la AUF aprobó el 30 de noviembre de 2018, el viejo colegio de árbitros (que ahora se denomina Comisión de Arbitrajes) está compuesto por 80% de técnicos y 20% políticos.

En su integración actual el único miembro político es Sergio Pérez Lauro (Boston River), quien preside el cuerpo que integran cuatro miembros técnicos, todos exárbitros:  Carlos Pastorino, José Villalba, Adrián Sánchez y Roberto Silvera.

El único que se mantiene del viejo Colegio es Roberto Silvera, los otros cuatro miembros son nuevos.

¿Y Peñarol qué dice?

Los aurinegros se llamaron a silencio. Barrera dijo el domingo que no hablaba de los arbitraje y dejó que Nacional atraviese solo el terreno fangoso en el que se metió y en el que no parece tener una salida sencilla, después de las exigencias que planteo en la AUF y que, pese a que el juez cometió un error el fin de semana y no pudieron ganar el clásico, no sucedió nada.

Peñarol tiene en el ejecutivo a su mejor hombre en la AUF: Gastón Tealdi. El neutral de los aurinegros viajará este miércoles a Asunción con el presidente Alonso para asistir al debut de Uruguay en el Mundial de fútbol playa y luego viajarán a Lima a la final de la Libertadores.

¿Dónde está el representante de Nacional? Julián Moreno llega este miércoles a Montevideo después de haber viajado a Hungría e Israel como presidente de la delegación de la AUF, para los amistosos de la fecha FIFA.

Moreno fue elegido por Decurnex para integrar el ejecutivo y en el reparto de tareas dentro de la AUF, el representante albo está a cargo de la definición de los temas de derechos de televisión.

Decurnex descartó en mayo nombrar a Ache para el Ejecutivo de la AUF, aunque un grupo de socios entendía que era la mejor representación que podía tener el club en la AUF.

 

REPORTAR ERROR

Comentarios

Registrate gratis y seguí navegando.

¿Ya estás registrado? iniciá sesión aquí.

Pasá de informarte a formar tu opinión.

Suscribite desde US$ 245 / mes

Elegí tu plan

Estás por alcanzar el límite de notas.

Suscribite ahora a

Te quedan 3 notas gratuitas.

Accedé ilimitado desde US$ 245 / mes

Esta es tu última nota gratuita.

Se parte de desde US$ 245 / mes

Alcanzaste el límite de notas gratuitas.

Elegí tu plan y accedé sin límites.

Ver planes

Contenido exclusivo de

Sé parte, pasá de informarte a formar tu opinión.

Si ya sos suscriptor Member, iniciá sesión acá

Cargando...